Major Hospital Cerrar
Buscar Ir Búsqueda avanzada
English (Home)

Información de salud

Vivir con artrosis

La artrosis es una enfermedad a largo plazo (crónica). Es el tipo más común de artritis. Pero no tiene por qué impedirle llevar una vida activa. Usted puede ayudar a controlar los síntomas. Lo ayudará hacer actividad física y reducir el sobrepeso. Existen dispositivos especiales que pueden ayudar a que su vida sea más sencilla. Visite a su proveedor de atención médica para hacerse controles regulares y análisis de sangre.

Integre el ejercicio a su vida

Un hombre y una mujer caminan al aire libre.

El ejercicio suave puede ayudar a aliviar el dolor. Asegúrese de hacer lo siguiente:

  • Escoja ejercicios que mejoran la movilidad de las articulaciones y fortalecen los músculos. Consulte con su proveedor de atención médica o con un fisioterapeuta para saber qué ejercicios pueden ser de ayuda.

  • Intente hacer ejercicios de estiramiento y flexibilidad como yoga y tai chi. Estos pueden mejorar el dolor y el movimiento de las articulaciones.

  • Intente practicar deportes de bajo impacto. Pruebe caminar, andar en bicicleta o realizar ejercicios acuáticos en una piscina templada.

  • La mayoría de las personas deben hacer ejercicio durante al menos 30 minutos por día la mayoría de los días de la semana. Se puede repartir en tiempos más cortos durante el día.

  • No se exija demasiado al principio. Con el tiempo, aumente de forma gradual la dificultad.

  • Antes de hacer actividad física, haga ejercicios de calentamiento durante 5 a 10 minutos.

  • Si el dolor y la rigidez aumentan, reduzca la intensidad y la duración de la actividad.

Controle su peso

Si pesa más de lo que debería, las articulaciones del cuerpo que soportan peso están haciendo un esfuerzo adicional. Y eso empeora sus síntomas. Para reducir el dolor y la rigidez, elabore un plan para reducir el sobrepeso. Los siguientes consejos pueden serle útiles:

  • Comience un programa para bajar de peso. Hable con su proveedor de atención médica o nutricionista.

  • Pida el apoyo de sus amigos y familiares.

  • Asista a un grupo para bajar de peso.

Use dispositivos especiales

Incluso las tareas sencillas pueden ser difíciles de lograr cuando le duelen las articulaciones. Existen dispositivos de ayuda que pueden facilitarle las cosas. Estos reducen el esfuerzo de la articulaciones y las protegen. Pregúntele a su proveedor dónde encontrar dispositivos como los siguientes:

  • Instrumentos de mango largo para alcanzar y recoger objetos

  • Abridores de tapas

  • Dispositivo para abrochar botones

  • Mangos grandes para lápices, herramientas de jardín y otros objetos manuales

Use auxiliares de movilidad y otros dispositivos

Las personas con artritis y otros problemas en las articulaciones suelen usar dispositivos que los ayudan a caminar. Por ejemplo, pueden usar bastones o andadores. También es posible que usen férulas o soportes para sostener las articulaciones. Hable con su proveedor de atención médica o fisioterapeuta. Pregunte acerca de estos dispositivos:

  • Utilice un bastón para disminuir el dolor de rodilla o cadera y ayudar a prevenir caídas

  • Utilice férulas para sus muñecas u otras articulaciones

  • Utilice un soporte ortopédico para sostener la articulación débil de una rodilla

  • Utilice ortesis para problemas en los pies

Tipos de tratamiento

Hable con su proveedor de atención médica sobre los tipos de tratamiento que pueden ayudar a reducir el dolor y mejorar la movilidad de las articulaciones. Entre ellos, se incluyen los siguientes:

  • Medicamentos para aplicar directamente sobre la piel (tópicos). Entre estos medicamentos se encuentran la lidocaína, la capsaicina y el diclofenaco en gel.

  • Medicamentos que se toman por la boca (orales). Estos incluyen el acetaminofeno (paracetamol), los medicamentos antiinflamatorios no esteroides (AINE) como el ibuprofeno y el naproxeno, o los opiáceos.

  • Medicamentos que se inyectan directamente en las articulaciones. Estos incluyen los corticoesteroides y el ácido hialurónico en las articulaciones de las rodillas.

  • Cirugía para reparar una articulación

  • Cirugía para reemplazar una articulación por una articulación artificial

Las terapias complementarias pueden ser útiles. Hable con su proveedor sobre estas opciones:

  • Tratamiento con frío y calor

  • Masajes

  • Acupuntura

  • Vitaminas o suplementos a bases de hierbas

  • Terapia conductual cognitiva

  • Meditación

© 2000-2023 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.