Major Hospital Cerrar
Buscar Ir Búsqueda avanzada
English (Home)

Información de salud

Fibrosis quística: si su hijo necesita una prueba de sudor

La prueba de sudor sirve para determinar si su hijo tiene fibrosis quística. Es una prueba fácil de hacer, sencilla y exacta. Es segura para niños de cualquier edad. El objetivo es hacer que la piel sude lo suficiente para recolectar sal. Es común que las personas con fibrosis quística tengan un nivel alto de sal en el sudor.

Antes de la prueba

  • Dele a su hijo los medicamentos habituales de la manera acostumbrada. Los medicamentos no afectan los resultados de la prueba.

  • No aplique lociones, cremas ni jabón en los brazos ni en las piernas del niño durante 24 horas antes de la prueba.

  • Traiga algo que ayude a su hijo a no tener frío durante la prueba. Puede ser una manta, un suéter o una chaqueta.

  • De manera apropiada para su edad, explíquele a su hijo lo que le harán.

Durante la prueba

Mujer viendo a un niño jugando con bloques. Niño con gasas envueltas alrededor de ambos antebrazos.
Su hijo puede jugar mientras se realiza la prueba del sudor.

Es una prueba indolora. Y no requiere agujas. Dura unos 60 minutos. Esto es lo que puede esperar:

  • Un técnico aplica una sustancia química incolora e inolora en una zona pequeña del brazo o de la pierna de su hijo.

  • Luego, adhiere un electrodo a esta zona. El electrodo produce una corriente eléctrica débil. Esa corriente provoca sudoración. No causa dolor. Pero quizás cause un hormigueo leve o sensación de calor. El electrodo permanece adherido durante unos 5 minutos.

  • Luego, el técnico lo retira y limpia y seca la zona.

  • A continuación, coloca un papel de filtro, una gasa o una espiral de plástico sobre la piel del niño. De esta manera, puede recolectar el sudor durante 30 minutos. Durante este período, su hijo puede moverse, comer, jugar o relajarse.

  • El dispositivo de recolección se retira y se envía a un laboratorio para su análisis.

Después de la prueba

Usted y su hijo pueden regresar a casa después del examen. Pregunte al proveedor de atención médica de su hijo cuándo recibirá el resultado de la prueba. En casos poco frecuentes, los niños no producen la cantidad suficiente de sudor o los resultados de la prueba no son claros. En ese caso, puede repetirse la prueba. O tal vez le hagan otros exámenes para confirmar el diagnóstico.

© 2000-2023 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.